Sunday, May 6, 2012

This fashionable religious feeling

¿Transformar un nuevo y flamante vestido de Chanel? ¡Menudo sacrilegio para cualquier fashionista adoradora de la célebre "maison"! Sin embargo, esta es una de las principales tareas a las que se dedica Miri Beilin, diseñadora de vestidos nupciales, estilista y "transformadora de tendencias". Nacida en Nueva York y residente en Israel desde los diecisiete años, Beilin pertenece a la comunidad de judíos ultra-ortodoxos, que se caracteriza por seguir estrictamente todas las leyes hebraicas. Tziniut o modestia, es un vocablo hebreo que sirve para designar las leyes relativas a la vestimenta. Según el tziniut, ni los hombres ni las mujeres deben vestir ropas demasiado llamativas y observar cierto decoro en el vestir. Generalmente las mujeres evitan las faldas por encima de la rodilla, pantalones, prendas ajustadas o escotadas y las mangas por encima de los 3/4. Miri es una maestra en el arte de adaptar las últimas tendencias de moda "laicas" a las exigencias religiosas, lo que la ha convertido en toda una estrella de su comunidad.
Al igual que Miri, muchas mujeres judías ortodoxas se han apuntado a la aventura de conciliar moda con religión. En Nueva York se organiza cada año el Frumway Project, un concurso de diseño benéfico abierto a mujeres de todas las edades. El proyecto ganador es confeccionado por una firma hebrea de moda y presentado en un desfile donde los hombres tienen vetada la entrada.
Altering a brand new Chanel dress? What a sacrilege for any fashion worshipper! However that´s exactly one of Miri Beilin´s main tasks, a wedding gowns designer, stylist and , as she describes herself, trends converter. Born in New York but transferred in Israel at 17, Beilin is an ultra-orthodox jew  which means that she follows the Jewish law and observes tziniut guidelines. According to tziniut, both men and women must dress modestly. Ladies must wear below-the-knee skirts and dresses, avoid wearing trousers in presence of men, cover their arms,etc. Miri has mastered the art of  converting the latest fashion trends into the strictest religious requirements but she´s not alone in this adventure. Frumway Project is a charitable design contest that takes place in New York every year and  it´s open to women of any age. The winner project is created by a Jewish designer and featured in a catwalk where men are banned from entry.
"Más difícil todavía" - En algunos sectores del judaísmo más radical, no se ve con buenos ojos la presencia de mujeres en publicidad, periódicos,etc por lo que la revista de moda Stylish, dirigida a mujeres ortodoxas, prescinde completamente de modelos y presenta  todas las prendas en composits tipo Polyvore.
"A higher level of difficulty" - Some ultra-orthodox jews don´t want women to be featured in advertising, newspapers,etc , so fashion magazine Stylish aimed at  strictly religious women, never uses models but arranges clothes in a Polyvore style instead.

11 comments:

Cruell@ said...

Me pongo mala con tanta represión, aunque sea voluntaria.
Dios sabe que le quiero, pero nunca nunca seré de ninguna religión.
Bsicossss

Gen said...

Si, Cruella, ciertamente es triste:(
Bss!

Alberto said...

Ni modelos en las revistas ni hombres en los desfiles... Esta gente está mental. Si tanto se ofenden con las tendencias actuales de la moda, que se vistan como en los tiempos biblicos, pero que no se empeñen en ser "modernas".

Estas cosas a mí me dan mucho miedo.

Alberto said...

Con el shock, olvidé darte besos.

Besos.

Lynn / Melancora said...

Ya sabes que soy de las que pienso que cada uno es muy libre de pensar y vestir como quiera, pero cuando es algo impuesto por la religión reconozco que sale mi vena atea y no lo entiendo de ninguna de las maneras. Los extremismos nunca son buenos.

Gen said...

El tema desde luego da para mucho; en el post no he hablado de las pelucas con las que se cubren el cabello las mujeres casadas ni de dos bloggers de moda que siguen estas normas religiosas. Todo muy curioso, si,... e inquietante.
Tienes razón Alberto, en que lo más lógico sería que continuaran vistiendo como en los tiempos bíblicos y también estoy de acuerdo contigo, Lynn, yo tampoco paso por ciertas imposiciones religiosas.
Bss y gracias por comentar:)

chema said...

lo bueno que tiene la religión judía es que no trata de expandirse ni de imponerse en otros territorios. pero veo que dentro de su ámbito también son represivos. a quien le haya tocado nacer y criarse en la comunidad judía, tendrá que someterse a unas normas muy estrictas.
por qué hay que esconder tanto la propia piel? mi filósofo favorito es david hume, que cuestionaba cosas mucho más obvias, considerándolas convencionalismos culturales.

Cheska said...

Madre mia he sentido al leerlo un escalofrio, bufffff

Bss
vistetedeseda.blogspot.com

Gen said...

Es cierto Chema, la religión judía no hace proselitismo y afortunadamente dentro de esta fé existen corrientes mucho más modernas y abiertas que para nada siguen estas normas.
Bss!

Rossetti said...

Hay cosas que por más que intente no voy a poder entender en mi vida... En fin, gracias por compartir esta información, creo que es importante que la gente sepa sobre estos temas. Besitos!

Sophie Carmo said...

Pues quizá tengan razón..a veces la ropa demasiado atrevida sienta peor :-)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...